May 04


Hace algo más de mes y medio que cambié mi problemático y lento Nokia N73 por este primer modelo táctil que Nokia saca al mercado, el Nokia 5800 XpressMusic.

Nokia 5800 XpressMusic

Antes de su salida al mercado el pasado mes de Diciembre, una vez estuvieron disponibles las características, me pareció un terminal interesante y con un precio ajustado aunque, también he de decir que uno de los elementos que me echaban para atrás era su sistema operativo, un Symbian S60, dado que el N73 que tenía hasta entonces incorporaba una Symbian S60 v.3 y era de lo peorcito que me echado a la cara (un N73 personalizado de Vodafone, que era extremadamente lento, que se colgaba frecuentemente y que, alguna vez, incluso se apagaba sólo, y esto último no era culpa ni de la SIM ni de la batería que ya probé cambiando ambos elementos, simplemente era un teléfono lamentable).

No os voy a rayar en este post con las especificaciones técnicas tal cual porque eso ya podéis verlo en la web oficial de Nokia, mi objetivo es simplemente comentar mis impresiones sobre este terminal.

Pantalla:
Empezaré por hablar de uno de sus elementos más importantes: la pantalla. Una pantalla de 3,2″, algo más pequeña que por ejemplo la del iPhone (3,5″) o la Blackberry Storm (3,25″), pero que cuenta con mayor resolución que estas dos últimas (640×360 píxeles, frente a 480 x 320 píxeles del iPhone o 480 x 360 píxeles de la Blackberry Storm). Una pantalla que permite imágenes de gran nitidez y que, en mi opinión, hacen que el móvil tenga un tamaño más adecuado que otros dispositivos que ya son algo más anchos y no es tan sencillo llevarlo en un bolsillo aunque, eso sí, si incide la luz solar directamente sobre la pantalla será difícil visualizar nada.

En cuanto a su capacidad táctil debo comentar que, en líneas generales, la pantalla responde bastante bien. Al principio cuesta un poco acostumbrarse a que en determinadas ocasiones se tenga que hacer doble click en el icono y otras veces simplemente basta con un click, dependiendo de en qué submenú nos encontremos. El feedback entre la pantalla y el usuario es generalmente buena gracias a la vibración incorporada en el teléfono que hace que, cada vez que pulsamos sobre la pantalla se produzca una pequeña vibración en el dispositivo que nos informa que la pulsación ha sido recibida por el teléfono.

La pantalla incorporada en el Nokia 5800 XpressMusic no es de tipo «Multi-Touch» como sí lo son en el iPhone y la Storm, que dicho sea de paso es una auténtica chulada, y es de tipo resistiva, detalle que abarata el coste del terminal considerablemente. Brevemente para el que no lo sepa, en la actualidad hay básicamente dos tipos de pantallas táctiles: capacitativa (iPhone, Storm) y resistiva (Nokia 5800). La primera basa su funcionamiento en cambios de campos eléctricos, lo que le permite ser manejada con los dedos o con cualquier material conductivo (no podría manejarse, por ejemplo, con el lápiz o la púa de plástico que vienen con el Nokia 58000). Una pantalla resistiva, en cambio, puede manejarse con cualquier cosa ya que su sistema está basado en varias capas que al entrar en contacto producen un cambio de campo eléctrico y ejecutan la pulsación. Además de la forma de funcionamiento, también difieren en su resistencia. Las pantallas resistivas están hechas en general de materiales plásticos que son fácilmente deteriorables (lo primero que debes hacer es comprar un plastiquito protector de pantalla). Las pantallas capacitativas, en cambio, están hechas de material bastante más resistente. Si te interesa saber las diferencias entre ambas pantallas puedes hacerlo en la Wikipedia.

Para acabar de hablar de la pantalla, prometo que los demás puntos serán más cortos jajaja, quisiera hablar del acelerómetro. No sé qué tal funciona en otros dispositivos pero el acelerómetro incorporado en el terminal de Nokia no me acaba de convencer. El cambio de pantalla de modo vertical a apaisado es lento (con un desagradable fundido negro que hace desaparecer/aparecer la pantalla) y, en cambio, es en ocasiones demasiado sensible ya que con sólo inclinar levemente la pantalla, cambia el modo de pantalla. Creo que aquí deberían haberse esmerado un poco más o, al menos, disponer de diversos modos de configuración para que el usuario pudiese personalizar un poco su comportamiento.

Resumiendo, su comportamiento es generalmente correcto, su tamaño me parece más adecuado que otras opciones de mayor tamaño para llevarlo encima, su brillo/contraste, cuando no le da el sol directamente, es adecuado. El acelerómetro es mejorable.

Sistema Operativo / Interfaz:
El sistema operativo que incorpora es el Symbian S60 versión 5. Debo decir que me ha sorprendido la fluidez con que se ejecuta este sistema operativo ya que, como he comentado anteriormente, el Symbian S60 v.3 del Nokia N73 era lamentable. Menús rápidos y que responden adecuadamente al «trasteo» con las manos (de hecho yo personalmente sólo uso el stylus para navegar por internet, todas las demás operaciones las hago «a golpe de dedo»).

La pantalla principal tiene varias opciones de personalización útiles. Por un lado te permite colocar hasta cuatro contactos directamente «en el escritorio» para acceder a ellos con tan sólo una pulsación o, por otro lado, puedes colocar cuatro accesos directos a las aplicaciones que más te interesen. En la parte inferior de la pantalla cuenta con dos accesos directos más, estos no se pueden cambiar, que te llevan directamente a la guía telefónica y al teclado numérico de marcación. Otra «tecla» de acceso de la que dispone este terminal es un icono situado arriba, junto a las palabras XpressMusic impresas en el terminal, que muestra un menú sobreimpreso en pantalla para acceder a tu música, imágenes y vídeos, además de permitirte compartir material almacenado en el teléfono o acceder a la web.

Por último, también en la pantalla principal, disponemos de varios accessos a funcionalidades de uso frecuente dependiendo de la zona en la que pulses. Activar y desactivar el Bluetooth, cambiar entre banda 3G y GSM, cambiar el modo, acceder a la agenda y programar una alarma son las cosas que puedes hacer directamente desde la pantalla principal. Muy intuitivo y fácil de usar.

Conectividad:
El Nokia 5800 XpressMusic es un terminal cuatribanda capaz de operar en las bandas WCDMA 900/2100, GSM/EDGE 850/900/1800/1900. Este es un 3G HSDPA que permite que, en zonas de cobertura, alcance hasta los 3,6Mbps de velocidad. Pero además, el Nokia 5800 cuenta también con conectividad WiFi por lo que podrás conectarlo a este tipo de redes siempre que encuentres un hotspot al que puedas acceder. Y por supuesto también cuenta, como ya es casi imprescindible hoy en día, con conexión Bluetooth y microUSB para poder conectarlo al PC con el cable incorporado en el embalaje. Un detalle con el que también cuenta, y es realmente de agradecer, es un jack de 3,5mm para auriculares (la conexión estándar de cualquier auricular) y no esos cables manos libres con «pestañitas» que veníamos sufriendo hasta ahora que fallaban cada dos por tres.

Mensajes SMS:
Una de las características más usadas por algunos, y arrinconada totalmente por otros, es sin duda los SMS. El Nokia 5800 cuenta con varios modos de composición para enviar mensajes cortos. No una, ni dos, ni tres sino cuatro maneras distintas.

He de decir que yo personalmente no he evolucionado en este aspecto y ahora os comentaré por qué. El editor permite alternar entre el teclado alfanumérico de toda la vida (tres o cuatro letras y números por cada tecla numérica del teléfono), un miniteclado QWERTY, un teclado QWERTY a pantalla completa (en este modo se debe utilizar el terminal en posición horizontal) y modo escritura (en el que vas escribiendo a mano alzada con el stylus).

¿Y por qué digo que yo no he evolucionado en esto? Pues porque yo el método de entrada de texto que encuentro más cómodo es el teclado alfanumérico de toda la vida. El miniteclado QWERTY es absurdamente pequeño y te obliga a utilizar el stylus. Ademas, las teclas son tan «minis» que no soy capaz de escribir mientras camino. El teclado QWERTY a pantalla completa podría parecer una buena solución a priori pero, al menos yo con mis dedos, no soy capaz de escribir con soltura un mensaje completo pues en demasiadas ocasiones pulso más de una tecla a la vez. El modo escritura es bastante cómodo para estar tranquilo escribiendo un mensaje pero no es la situación estándar. Total, que al final yo acabo escribiendo con el teclado alfanumérico de toda la vida que me permite de forma cómoda escribir con los dedos tanto sentado, como de pie como caminando por la calle. Aún así se agradece el esfuerzo de Nokia por incorporar diferentes métodos de escritura (y que a lo mejor tú que lees esto encuentras más útiles que yo).

Cámara:
La cámara no es un gran punto fuerte de este terminal. El 5800 cuenta con una cámara principal de 3,2 megapíxeles, zoom digital de 3x, óptica Carl Zeiss, autoenfoque y flash de doble LED, y una cámara delantera para las videollamadas con resolución VGA.

Aunque las fotos son decentes, realmente para hacer las fotos que solemos hacer con el móvil es más que suficiente, sí es cierto que en ciertas condiciones de luz, la calidad es algo pobre.

Autonomía:
¿De qué sirve un teléfono «que hace de todo» si no dura encendido ni un día? Pues parece ser que en Nokia lo han tenido en cuenta y han incorporado una batería de 1320mAh, que permite que con un uso normal, fácilmente me dure dos días la batería (que no está mal cuando hay otros terminales de gama más alta que a duras penas llegan a completar un día entero sin cargar). Eso sí, si usas el 3G o el GPS no llegará a durar ni un día (el GPS es lo que más batería consume con diferencia, seguido por el 3G).

Otras funciones:
El Nokia 5800 incorpora bastantes más funciones, que paso a comentar por encima pues en un próximo post me gustaría detenerme en alguna de ellas con más detalle.

Incorpora antena GPS y el software Nokia Maps. Aún no he podido explorar esta característica con detenimiento. El software Nokia Maps no he podido hacerlo funcionar adecuadamente. He probado el Google Maps y parece que funciona correctamente pero, no he podido probarlo a fondo. También tenemos capacidadaes para la videoconferencia (no he hecho una video llamada en mi vida), gestionar buzones de correo (de esto sí que hablaré extensamente en un nuevo post) y, como puede deducirse por el propio nombre del terminal «XpressMusic» una completa funcionalidad musical.

Bueno pues hasta aquí llega este primer post de impresiones sobre el Nokia 5800 XpressMusic. Hasta la próxima entrega.

Print Friendly, PDF & Email

Otros post de interés:

publicado por Manu \\ tags: , , , , , , , , ,




5 Comentarios en “Nokia 5800 XpressMusic: impresiones (vol.1)”

  1. 1. Francesc Gelabert Dice:

    Estoy esperando ya a las próximas reseñas sobre este movil, ya que hace unos dias lo vi, i quizas me lo compraria…

    Ahora que tengo un testimonio de primera, creo que resistiré la tentación unos dias…

    Saludos!

  2. 2. Manu Dice:

    Buenas Francesc!

    Pues tengo pensado hacer tres entregas del Nokia 5800 y espero que al menos una será esta semana, seguramente para el jueves (voy algo «estrujao» de tiempo además de tener el ordenador haciendo el tonto, hoy perderé toda la tarde mirando a ver qué le pasa).

    Petri misteri, petri emoció… XD

    Nos vemos.

  3. 3. Francesc Gelabert Dice:

    Tomo nota 😉

  4. 4. M2odrigo Dice:

    expectaxular el tanro el post como el telefono sueño con el pero tengo q esperar hasta junio para poseerlo…jeje

  5. 5. antonio Dice:

    hola me gustaria saber o que alguien me imformara de que telefono movil es mejor si el 5800 o el n96 mandar comentario a mi correo flipicoli@hotmail.com si no le importa gracias un saludo

Si quieres tu icono para los comentarios, regístrate gratis en Gravatar.

Deja un comentario


AVISO: Por favor, evita escribir en mayúsculas, escribir de forma abreviada (tipo SMS), posibles palabras malsonantes o susceptibles de herir sensibilidades, y publicidad. En caso contrario me reservo el derecho a editar/eliminar cualquier comentario que no cumpla dichas condiciones.